Re-violadas

1510854845_929530_1510856089_noticia_normal

 

Infantilizadas. “¿Pero vas a ir tu sola?”. “¿Y tu marido te deja ir?”. “A ver qué haces esta noche”. “Tu no sabes hacer eso”. “No podrás conseguirlo”. “Te lo digo por tu bien”.

Apartadas. “Noche de hombres”. “Vamos de putas y lo hablamos”. “Redúcete la jornada, mujer”. “¿No puedes pedirte una excedencia?”. “¿Seguirás trabajando cuando nazca el crío?”. “¿Qué sabes tu de deportes?”.

Juzgadas. “La de las tetas grandes”. “Una gorda follable”. “Demasiado flaca”. “Guarra”. “Se la tiraron los dos”. “Puta”. “Ni con un palo”. “¿Dónde vas así vestida?”. “Muy feminista, pero bien que se maquilla”. “Estabas mejor con el pelo largo”. “Haz deporte, que eres muy guapa de cara”. “Es fea, pero folla de puta madre”.

Desprotegidas. “¿Qué ropa llevabas?”. “¿Por qué volvías sola a casa?”. “Rubia, te daba hasta en el carné de identidad”. “¿Dónde vas tu tan sola, guapa?”. “Un cubata más, y esta cae”. “¿Cuánto habías bebido?”. “¿Por qué no subes a mi casa?”.

Violadas. “Seguro que ella se lo buscó”. “Andan calentando y luego se quejan”. “Pues si no dijo que no, es que sí”. “Lo que le jodió fue que le robaran el móvil, de lo otro no se queja”. “Yo a él lo conozco, es buen chaval”.

Re-violadas: “La Audiencia de Navarra deja a La Manada en libertad provisional”.

No es por el máster

303H

No es por el máster.

En serio, Cifuentes, el máster nos da igual.

No es por el máster. Al menos, no por tu máster. Sí puede ser por el mío, que tuve que pagar a plazos y que me quitó todo el tiempo libre del último año porque trabajo más de ocho horas. Y que, desde luego, no me ha servido para nada. O por el de todos los que lo están haciendo con la esperanza de un futuro laboral que casi seguro no tendrán. O por todos, y esto es lo peor, los que no pueden pagárselo.

Seguir leyendo