Orgullo negro

Soy hija y nieta de mineros y tengo un orgullo muy negro.

Mi abuelo era gallego, de Lugo. Viajó a Asturias cuando tenía poco más de veinte años para trabajar en una explotación de montaña.

No trabajó. Se reventó a picar carbón. Los restos del mineral hicieron trizas sus pulmones. Cuando yo nací, tenía un tercer grado. Le encantaba llevarme de paseo, pero apenas podía. Mi madre tenía que subir el carrito por las pendientes y él me llevaba sólo cuando no había desnivel.

Recuerdo sus últimos días, aunque yo era muy pequeña. Recuerdo que se ponía muy agitado y que apenas podía comer porque se ahogaba. Mi madre se lo contó un día al médico, y yo no he podido olvidar su respuesta:

“Señora, imagínese que la agarro por el cuello y que el aire no entra en sus pulmones. Usted, sin duda, también se pondría muy nerviosa”.

Una noche de invierno se puso azul. Lo llevaron al hospital. Lo sedaron, para que dejara de sufrir. Murió en tres horas.

Mi padre era peón de albañilería y, dicen los que lo vieron encima de un andamio, que era de los buenos. Trabajó en la construcción de la cafetería del Brañillín (en la estación de Pajares) y ayudó a levantar la nave de la Central Lechera Asturiana. Pero el sueldo no le daba para mantener a una familia. Así que, cuando se casó, empezó a trabajar en Minas Figaredo.

Era una explotación privada, pero los trabajadores reclamaban su nacionalización. Cuando mi hermano todavía era un bebé (ahora es un hombre de 37 años), mi familia se mantuvo durante más de siete meses en huelga. Hubo encierros, cortes de carretera y un (semi) secuestro de un propietario de la mina. Hasta que lo consiguieron.

La mina en la que trabajaba mi padre pasó a formar parte de Hunosa en 1978. Por aquel entonces, él era ayudante de barrenista. Después fue barrenista y, más tarde, artillero. No se acogió a una baja por enfermedad en su vida. Se prejubiló cuando yo estaba en el instituto. Para los que no conocen la mina, para los que no han visto a su abuelo tendido en la cama y completamente azul, su paga era desmesurada.

Para mí, y para el resto de personas que hemos padecido el dolor de la mina, era y es justa.

Invirtió todo lo que tenía (y lo seguiría invirtiendo, si fuera necesario) en que mi hermano y yo no tuviéramos que bajar a la mina en la vida. Lo consiguió, pero yo lloro de impotencia (por él, más que por mí) cada vez que me ningunean, cada vez que me bajan el sueldo sin aviso y todas las veces que me suben el IVA.

Mi abuelo y mi padre son sólo dos ejemplos de lo que significa la “familia minera”. Ese término con el que los sindicatos y algunos políticos se llenan la boca todos los días, sobretodo cuando las elecciones andan cerca.

Y cuento todo esto porque, hoy, un ex líder sindical ha mancillado a la familia minera. La Fiscalía Anticorrupción está investigando a José Ángel Fernández Villa, el que fuera secretario general del SOMA-FITAG-UGT desde 1979 hasta 2013. Se le acusa de haber ocultado, supuestamente, 1,4 millones de euros a Hacienda. Se ve que los billetes le dolían mucho en casa y solicitó acogerse a la amnistía fiscal, aprobada en 2012 por el Gobierno central.

Villa fue, durante muchos años, un “cacique bueno” de las Cuencas. Era el puto amo de la minería, el manda más del sindicato con mayor representación en el sector. Nadie se metía con Villa. Villa daba ruedas de prensa de una media de tres o cuatro horas, y todos teníamos que atender. A mí apenas me tocó cubrirlo, porque soy rubia y muy tonta (al parecer), pero lo sufrí durante su larga agonía.

Una agonía que empezó durante las movilizaciones mineras del año 2012, y que nos dejó imágenes para el recuerdo. Hoy, cuando leí con mis propios ojos la noticia de sus 1,4 millones de euros, me vino a la mente una foto suya en la “Marcha Negra”. Aparecía él, tirado en un coche después de caminar unos cuantos kilómetros, y un grupo de “sindicaleros” rasos lavándole los pies. Os lo prometo, no me lo invento.

Esos mismos que le lavaban y le daban masajes en los pies con ahínco, hoy no han perdido el tiempo. Han salido en televisiones, radios, periódicos, revistas digitales y agencias de comunicación, asegurando que no tienen nada que ver con ese hombre.  Lo han expulsado del sindicato y de la Federación Socialista Asturiana (FSA). Igual, a estas horas, ya no es ni socio de su Centro Social de Personas Mayores.

Villa, el que lloraba cuando los mineros terminaban un encierro. Villa, el que alababa a Manuel Llaneza cada mes de febrero en el cementerio de Mieres. Villa, el que se encadenaba y gritaba a los antidisturbios que si querían enseñarle “cómo es el negocio” de las movilizaciones.

Parece que también sabía de otros negocios, o que era muy ahorrador. Una vez dijo que moriría con las botas puestas. No se acordó de decir que las botas podían ser de “Louis Vuitton”.

Espero que nos explique pronto de dónde salen esos 1,4 millones de euros. Por mi abuelo, al que el carbón lo puso azul. Por mi padre, el que nunca sacó la baja.

Por toda la familia minera. Devuélvenos el orgullo negro.

13 comentarios en “Orgullo negro

  1. Mónica dijo:

    Esperemos explicaciones, a mí me sentó como un jarro de agua fría, yo me siento muy orgullosa de pertenecer a la clase obrera y aún más a la minera por los cuatro costados, Carmen hay sindicalistas y sindicaleros, diferencialos k suena muy feo (hago constar k directamente no tengo a nadie dentro de ningún sindicato, pagando cuotas SI) buenas noches Carmen

    Me gusta

    • Carmen María Basteiro dijo:

      Hola Mónica! Sobra decir que los que lavaban los pies a Villa no son las mismas personas que hoy salieron dando explicaciones. Sí son miembros del mismo sindicato y, por eso, uso esa imagen como recurso. Simplemente, para ilustrar lo que hoy ha pasado con Villa. De todas formas, no entiendo bien la diferenciación que haces (sindicalistas/sindicaleros) y te agradecería que me la explicaras para no caer mas en el error. Un beso y muchas gracias por el comentario!

      Me gusta

  2. Mónica dijo:

    Algo similar quise explicar en un post en facebook…la mina es un símbolo asturiano de lucha…él ha faltado al respeto a toda Asturias a la minera y a la que no lo es. Villa fue un símbolo pero los mineros lo son mucho más…Queremos justicia

    Me gusta

    • Carmen María Basteiro dijo:

      Lo más llamativo, aparte de la noticia en sí (claro está) es la prisa con la que lo quisieron borrar del firmamento. Ayer, absolutamente nadie, habló en pùblico de la presunción de inocencia. Bueno sí, el SOMA, pero muy por alto y despuès de poner a Villa de patitas en la calle….

      Me gusta

      • Carmen María Basteiro dijo:

        Ya, Marcos, no dudo de la honradez del resto, pero ¿No hay beneficio de la duda para Villa? ¿No hay presunción de inocencia? Te lo pregunto porque yo no milito en ningún partido ni estoy sindicada.
        Pero, si creyera lo suficiente como para hacerlo, para comprometerme con unas siglas, confiaría en mis compañeros…

        Me gusta

  3. bbecares dijo:

    Muy bonito Carmen. Me he respigado leyendo el principio. Para nosotros, la minería es motivo de nuestro orgullo obrero, de nuestra historia y de todos los sufrimientos de la región.

    Esti Villa no ye más que otru de los tantos chupócteros que se irán descubriendo cuando alguien se ponga a miralo. Si no, ¿dónde marchó tanto dinero del carbón? Y ¿qué pasó con toles empreses que abrieron con el plan de reestructuración y que ná más que se acabó la subvención cerraron? No me digas que en sus años de trabajo no consiguieron beneficios porque entos no sé cómo gestionaben les sus labores.

    Sobre si la paga a un minero prejubiláu era desmesurada o no…. esi ye tema engorrosu. Pa muchos de los trabayadores sí lo fue. En general, pa lo que un obreru gana en esti país, lo era. No fue más que un caramelu a una generación pa luego poder catapultar la industria y con ello toa la Cuenca que por ahora no encontró alternativa.

    Me gusta

    • Carmen María Basteiro dijo:

      Bárbara, considero que les prejubilaciones también tenian como objetivo el darnos una alternativa a nosotros, hijos de mineros. Se supone que deberían de haberlas invertido en formación o en generar mentalidad emprendedora para que nosotros, hijos de mineros, podamos sobrevivir (dentro o fuera de les Cuenques). No considero, en ningún casu, que sean sueldos desmesurados. Sí lo son si el trabajador no cumplió con su deber en la mina. Si cumplió, si bajó cada día e hizo lo que tenía que hacer, es justo.

      Me gusta

      • bbecares dijo:

        En realidad yo me fui con la beca a estudiar inglés fuera y considero que eso me cambió totalmente la vida, llevó a que me mudara a Suiza y me hizo descubrir mi verdadera pasión que es conocer países. Pero eso duró solo unos años. Ya se acabó el dinero y la generación que viene ahora como la de mi hermana poco tiene para hacer por aquí. En El Entrego les queda el Alcampo pa atechase cuando llueve.

        Sobre los sueldos, no me refiero a que no se lo merecieran por el trabajo que habian hecho sino que comparando con lo que se le da a un trabajador en España, estaba muy por encima, para poder conseguir al final lo que se hizo y cerrar los pozos.

        Me gusta

  4. Minero envidiado dijo:

    La presunción de inocencia esta reservada a los demás partidos.En los de clase trabajadora hay que ser intolerante,implacable,si hace falta matar al perro se mata , en un partido de izquierda esta muy mal visto robar,solo esta bien visto en la derecha.
    A los trabajadores de la mineria recordarles que se mantuvieron y aun conservan su trabajo desde que en 1989 ya se quisieron cerrar las minas…incluso algunos hijos de mineros están trabajando en la actualidad.
    Que se empezaron a repartir las categorías entre afiliados a los sindicatos cuando antes correspondia a las que ponían a dedo llevándoles un jamón o jugando una partidas de bolos .
    Que nadie se iba para casa despedido por perder uno,dos o tres jornales,que se quitaron los sabados y se redujo la jornada laboral,mas vacaciones, que ya no hacia falta una libreta para llegar a fin de mes etc etc etc……………
    Pero claro a tu abuelo .en paz descanse,la gente le tenia aprecio ,le admiraban por dejarse la piel,los pulmones y la vida en aquellas galerías y en cambio cuando se consiguieron esas mejoras empezó a verse lo contrario, los mineros forman parte de unos pocos privilegiados,son cuanto menos funcionarios! hasta que con la prejubilación ya pasaron a ser envidiados. si! ya no eran esa gente que duraba una media de 50 años…
    A muchos de los prejubilados ya se juzgan de cobrar mas de 3000 euros sin saber si realmente es asi. Como a Jose Angel la solidaridad del minero ya hace mucho que quedo entre dicho…NO hace falta ir lejos de las cuencas para darse cuenta de que el orgullo hace mucho que lo perdimos,que los mineros no hacen otra cosa que cortar carreteras, lanzar petardos y molestar al perro.
    Pero en fin, ladran luego cabalgamos amigo Sancho

    pd: En 1979 fue el Soma,luego la Fia y mas tarde la fitag.

    Me gusta

  5. Sole dijo:

    hola todo lo que se dice muy bonito pero solo los hijos de mineros sabemos, lo que es yo personalmente,mi padre murió y no porque si yo recuerdo siendo pequeña lo pusieron en punto compatible porque ya tenia la enfermedad,y estos que dicen defender al trabajador no hicieron nada para aydar a que no siguiera trabajando,ellos estaban a salvo que les importa,mi padre minero,mi difunto marido, minero,mi hermano minero y mi hijo una temporada entro en la mina,y yo llorava cada dia no lo quería ver como había terminado su abuelo,ahora se tuvo que ir al extranjero,porque en esta España querida solo viven gente como Villa y políticos los demás les importamos una mierda hay días me avergüenzo de es te país
    un saludo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s